Con la crisis sanitaria del COVID-19 y su impacto en las familias más vulnerables de las zonas rurales, Heifer en Nicaragua apoyó con un fondo económico a 5,668 familias que participan en los proyectos implementados, contribuyendo a su resiliencia ante la crisis económica, alimentaria y sanitaria.

Fondos de alivio y reactivación económica

Compartir y Cuidar es uno de los 12 fundamentos en la práctica del trabajo de Heifer, donde creemos que los problemas globales pueden resolverse si todas las personas se comprometen a compartir lo que tienen y se preocupan por las demás, en este sentir grupal y ante la crisis mundial sin precedentes, los fondos gestionados por Heifer se enfocaron en dos líneas, el primero en fondos de alivio y el segundo en reactivación económica, llegando a un total de 5,668 familias rurales con el apoyo de US$412,424.00.

El fondo de alivio consistió en la entrega de paquetes de alimentos que incluían arroz, azúcar, aceite, avena, café, latas de sardinas, espaguetis, sal y paquetes de higiene y medicinas que contenían papel higiénico, alcohol, termómetro, analgésicos, antihistamínicos, suero oral y mascarillas quirúrgicas, aportando un total de US$315,718.77.

Para la entrega de estos paquetes, Heifer Nicaragua, movilizó al personal técnico de cada zona a los departamentos de Matagalpa, Jinotega, Estelí, Madriz y Nueva Segovia y en conjunto con promotores y organizaciones socias, se elaboró un plan logístico que incluía los estándares indispensables de higiene y distanciamiento físico para aportar a la prevención del COVID-19.

“Yo agradezco a Heifer por esta gran labor y este aporte para nuestros socios, especialmente para las familias de los socios de escasos recursos, es una gran bendición”, nos comentó Marlene Balladares, Gerente Administrativa de la Cooperativa Musún.

Marlene Balladares realizando entrega de paquete de alimentos y medicinas a socios de la Cooperativa Musún. Río Blanco, Matagalpa

Por otro lado, y en apoyo a la reactivación económica de las familias productoras de la zona norte del país, se gestionaron fondos revolventes equivalentes a US$96,705.23 entregados a las organizaciones y cooperativas REMURIC, UCOSD, UCA MIRAFLOR, NICACENTRO y MUSUN.

La pandemia de Covid-19 vino a exacerbar las limitaciones existentes y nos obligó a una reflexión profunda, donde se deben articular modelos y medidas novedosas de comunicación, ejecución de fondos y puesta en marcha de proyectos, para continuar trabajando en apoyo a las familias más vulnerables.